ALICIA KOPLOWITZ

 Y LOS LEGIONARIOS DE CRISTO (5)

      A la luz del contenido de toda la información descargada hasta aquí y conociendo a los Legionarios de Cristo, no se puede esperar que  éstos, permanezcan de brazos cruzados frente al contenido de la presente página web. Resulta evidente que lo más conveniente para ellos sería ver cómo Ernesto Koplowitz termina en un psiquiátrico; eso sería la solución perfecta: Nadie cree lo que dicen o escriben los desequilibrados. Y, si no hay enfermos, entonces hay que hacer todo lo posible para fabricarlos. Aquí y en este extremo  los intereses del malogrado primo Carlos Koplowitz Grünbaum, los de los Legionarios de Cristo y  los de su bastión en España: Alicia Koplowitz, convergen. A todos ellos les resulta de vital importancia que a Ernesto Koplowitz, el primogénito de la saga, no le crea nadie. Resultando indudable que  individuos capaces de torturar y violar a niños, no van a tener ningún reparo a la hora de utilizar a menores delincuentes para lograr sus facinerosos fines. Los enlaces que siguen conducen a las denuncias interpuestas por Ernesto Koplowitz ante la policía por acoso continuado, persecución, injurias, atentados a la integridad moral, amenazas e incitación al odio y al racismo, delitos estos últimos muy graves, si se tienen en cuenta las delicadas circunstancias sociales por las que atraviesa nuestro  país y el mundo en general.

DENUNCIA 1ª:      pág.1        pág.2  

(PULSEN EXCLUSIVAMENTE SOBRE LOS TEXTOS Y NÚMEROS DE LOS ENLACES)

  DENUNCIA 4ª  

 DENUNCIA 5ª:   pág.1      pág.2  

(PULSEN EXCLUSIVAMENTE SOBRE LOS TEXTOS Y NÚMEROS DE LOS ENLACES)

 DENUNCIA 6ª:   pág.1      pág.2  

      A los miembros de la Legión de Cristo, muy "psicólogos" ellos por cierto, no les ha debido de pasar desapercibido el hecho de que Ernesto Koplowitz Sternberg, el patriarca de la saga de los Koplowitz y de origen judío, aunque no practicante, falleció por un accidente ecuestre en la Casa de Campo de Madrid mientras cabalgaba en compañía de su hijo, quien lógicamente, tras una experiencia tan dramática, ha quedado marcado de por vida. Ignoran probablemente los citados personajes que: ¡Sí de algo se siente orgulloso el hermano mayor de la saga de los Koplowitz, es precisamente de pertenecer a lo que él ha venido a denominar "la verdadera estirpe de Abraham"!, frase que será el título de otro libro antropológico en preparación (que no pertenecerá a la colección de "Los Koplowitz"). Una de las ideas que barajará en la citada obra es que "no son todos los que están, ni están todos los que son"...

      Tras la lectura del contenido de las referidas denuncias, se deduce que Ernesto Koplowitz ha tenido que dar prueba de una paciencia infinita hasta poder identificar al menos a uno de los adultos que manipulan a las bandas de  jóvenes delincuentes. Lo dicho, sucedió en presencia del agente de la Guardia  Civil con tarjeta de identidad profesional (TIP)H11738W, y aconteció cuando el único implicado adulto de aquel altercado, español por cierto, ordenó a uno de los menores magrebí callarse con la siguiente frase: "¡Tu calla, que aquí el jefe soy yo!" (3ª denuncia, párrafo 8º). El segundo implicado mayor de edad es el conductor del vehículo negro envuelto en  la 2ª denuncia (párrafo 11º) y, lógicamente la cuestión que se impone a la luz de todas estas evidencias e la siguiente: ¿Están siendo financiados estos jóvenes delincuentes?

      Por supuesto que a partir de ahora, una vez localizado, al menos uno de los individuos adultos implicados, Ernesto Koplowitz va a promover de inmediato cuantas acciones judiciales sean precisas para hacer frente a este acoso continuado, inducido y evidentemente organizado. Qué duda cabe de que en la actualidad Ernesto Koplowitz representa un desafío muy serio para los Legionarios de Cristo y que una de las pocas salidas que les quedaría sería que fueran los norteafricanos los que les resolviesen el problema y, si son menores, ¡Mejor! Una lectura detenida de la última denuncia en especial, pone en evidencia que son siempre españoles los que están azuzando al menor marroquí.

      El tema aquí esbozado exige, por su trascendencia  social y humana, un tratamiento mucho más profundo, tanto a nivel de pruebas como de argumentaciones. Esto resultaría imposible en el contexto limitado de la presente página web. No obstante, para resolver este problema está en fase de elaboración un nuevo volumen de la colección "Los Koplowitz", concretamente el tercero, que llevará el título "Alicia Koplowitz y los Legionarios de Cristo".

   ATRÁS  

    LISTADO GENERAL DE ENLACES                                     VOLVER A LA ENTRADA DE LA PÁGINA WEB   

Hablar de la familia Koplowitz es sinónimo de "intereses poderosos " y donde hay dinero hay intrigas. Así pues, no es de extrañar que tras las sutiles apariencias se oculte una "mano negra":         UNA TENTATIVA DE HOMICIDIO  

   LA MANO NEGRA (1)              LA MANO NEGRA (2)              LA MANO NEGRA (3)  

¿QUE ES LO QUE TRATA DE OCULTAR? ALICIA KOPLOWITZ DESDE HACE MÁS DE VEINTICINCO AÑOS: Innumerables tentativas reincidentes y torticeras, tendentes todas ellas a obstruir como sea, que se sepa la verdad respecto a los Koplowitz.

Para saber más, pulse sobre los números del compendio de los enlaces relacionados que siguen:

   (1) (2) (3) (4) (5) (6) (7) (8) (9) (10) (11) (12) (13) (14) (15) (16) (17) (18)  

Puede utilizar el buscador de Google, introduciendo  por ejemplo las siguientes frases: "Legionarios de Cristo pederastia",  "Alicia Koplowitz y Legionarios de Cristo", "Esperanza Aguirre y Legionarios de Cristo", "Esperanza Aguirre y Alicia Koplowitz", "Papa Estados Unidos pedofilia", "youtube  Marcial Maciel ", o bien "libro Marcial Maciel testimonios documentos inéditos".                                             

 

Google
Introduzca los términos de búsqueda.
Envíe el formulario de búsqueda